Biografía de Xavier Zubiri

La historia del mundo está contada por las mujeres y hombres queen el paso de los años, gracias a sus obras, sus pensamientos, sus creaciones o su talento; han originado quela humanidad, de una forma u otra,avance.

Comprender las luces y las sombras de las personas significativas como Xavier Zubiri, personas que hacen rotar y transformarse al mundo, es algo esencial para que seamos capaces de poner en valor no sólo la vida de Xavier Zubiri, sino la de todas aquellas personas que fueron inspiradas por Xavier Zubiri, personas a quienes de de una forma u otra Xavier Zubiri influyó, y ciertamente, comprender y entender cómo fue el hecho de vivir en el momento de la historia y la sociedad en la que vivió Xavier Zubiri.

Las biografías y las vidas de personas que, como Xavier Zubiri, cautivan nuestra curiosidad, deben servirnos en todo momento como punto de referencia y reflexión para conferir un marco y un contexto a otra sociedad y otra etapa de la historia que no son las nuestras. Intentar entender la biografía de Xavier Zubiri, porqué Xavier Zubiri vivió de la forma en que lo hizo y actuó del modo en que lo hizo a lo largo de su vida, es algo que nos impulsará por un lado a conocer mejor el alma del ser humano, y por el otro, la forma en que se mueve, de forma inevitable, la historia.

Vida y Biografía de Xavier Zubiri

(San Sebastián, 1898 - Madrid, 1983) Filósofo y teólogo español. Estudió en Lovaina, Madrid y Friburgo. Fue discípulo de Ortega y Gasset y, más tarde, de Heidegger. Desempeñó la cátedra de Historia de la Filosofía en la Universidad de Madrid desde 1926 hasta 1935, y luego vivió, hasta 1939, en Roma y en París. En 1942 enseñó en la Universidad de Barcelona, pero abandonó la cátedra dos años más tarde, para residir en Madrid, donde, hasta pocos años antes de su fallecimiento, expuso su pensamiento en cursos privados, interrumpidos esporádicamente por sus estancias en el extranjero, como cuando, en 1973, impartió un curso de Teología en la Universidad Gregoriana de Roma.

De amplios horizontes intelectuales, Zubiri no limitó sus estudios a la filosofía y la teología (patrística y escolástica), sino que se interesó también por las ciencias físico-matemáticas, la biología y la filología indoeuropea y semítica. Tan extensos conocimientos eran fruto de una necesidad y de una ambición: demostrar que la ciencia es insuficiente para dar razón de la realidad, para cuya finalidad sería necesaria la filosofía; y demostrar, además, la unidad orgánica, sistemática, de la realidad, puesto que, tras los estudios realizados en Lovaina, Zubiri había asumido lo que para Santo Tomás debía ser la finalidad de la filosofía: trazar en el alma la totalidad del orden del Universo y de sus causas, incluso aunque hubiera de recurrirse a otros métodos y presupuestos.

El pensamiento de Zubiri se desarrolla a partir del problema de Dios, entendido como fundamento y sentido último de la realidad, y analiza la existencia humana como un hallarse el hombre entre las cosas y un realizarse con ellas. Siguiendo a Ortega y Gasset, Zubiri subraya que vivir significa descubrir que se está ya viviendo, que uno no ha sido puesto dentro de la vida, sino que se encuentra en ella, religado, por tanto, al elemento constitutivo de su raíz o fundamento. "El hombre -afirma Zubiri- no "tiene" religión, sino que, quiérase o no, "consiste" en religación o religión."

El hombre puede prescindir de su raíz, pero entonces no es más que un tallo tronchado. En su religación, el hombre descubre "aquello" que religa, es decir, a Dios, a la "divinidad". Del mismo modo, cada cosa, cada realidad, es religada a una realidad más amplia, intrínseca, del mismo modo que su sentido depende del sentido del todo de que forma parte. Pero, para llegar a la aprehensión de este fundamento, que es Dios, se hace necesario conocer previamente la total consistencia del hombre, "animal de más realidad", cuyo pasado, o historia, es otro de sus elementos constitutivos.

Por eso la historia de la filosofía es filosofía: el pasado es un elemento del presente y éste, a su vez, representa una esencial apertura hacia el futuro, como un vector orientado hacia un destino libremente aceptado. No son muchas las obras en que Zubiri expuso su pensamiento, de una riqueza y una densidad extraordinarias, y que además, fueron publicadas esporádicamente, excepto en los últimos años.

La primera, Naturaleza, Historia, Dios (1944), contiene los ensayos escritos entre 1934 y 1942. El último de ellos, titulado Ser sobrenatural: Dios y la deificación en la teología paulina, es especialmente innovador, y muestra lo que podría ser una nueva teología cristiana a la luz del descubrimiento filosófico -en el siglo XX- de la realidad del hombre como persona, irreductible, libre, que construye su propia vida con las cosas, que organiza la realidad y que postula una vida duradera.

En 1962 el filósofo publicó Sobre la esencia y, en 1963, Cinco lecciones de filosofía. Tres años antes de su muerte, dio comienzo la publicación de otras obras importantes: Inteligencia sentiente (1980), Inteligencia y logos (1982) e Inteligencia y razón (1983). Póstumamente, apareció El hombre y Dios (1984).

La lectura de las obras completas de Zubiri Permite constatar la auténtica dimensión de su pensamiento, como un eslabón decisivo en la elaboración de una filosofía cristiana -y no escolástica- que forma parte de la historia de la filosofía, basándose en algunos principios susceptibles de explicar la intelección y la fe: mostrar la "unidad del hombre" y a "Dios como transcurso de la religación".

Colabora para ampliar la biografía de Xavier Zubiri

¿Qué juicio te merece la existencia de Xavier Zubiri? ¿Hallaste la información que pensabas que ibas a hallar?

Sin duda alguna llegar a comprender a Xavier Zubiri es algo que está reservado a pocas personas, y que intentar reconstruir quién fue y cómo fue la vida de Xavier Zubiri es una especie de rompecabezasque posiblemente alcancemos a rehacer si colaboramos juntos.

Por esta razón, si eres del tipo de personas que creen en que de forma cooperativa existen posibilidades de hacer algo mejor, y posees información en relación con la biografía de Xavier Zubiri, o con respecto a algún faceta de su figura u creación que no hayamos contemplado en esta biografía, te pedimos que nos lo envíes.

Las sutilezas y las peculiaridades que ocupan nuestras vidas son decididamente esenciales, ya que marcan la diferencia, y en la ocasión de la vida de una persona como Xavier Zubiri, que poseyó su trascendencia en un momento histórico concreto, es indispensable tratar de ofrecer un aspecto de su persona, vida y personalidad lo más precisa posible.

Sin dudarlo, contacta con nosotros para contarnos qué conocimientos tienes tú sobre Xavier Zubiri. Estaremos encantados de perfilar esta biografía con más información.