Biografía de William Howard Stein

La historia del mundo está escrita por las mujeres y hombres quea lo largo de los siglos, gracias a su proceder, sus ideas, sus innovaciones o su ingenio; han ocasionado quela humanidad, de una forma u otra,prospere.

Ya sea inspirando a otras personas o siendo una pieza esencial de la acción. William Howard Stein es uno de esos sujetos cuya vida, realmente, merece nuestro interés por el nivel de influencia que tuvo en la historia.Comprender la vida de William Howard Stein es comprender más acerca de un periodo concreto de la historia del ser humano.

Si has llegado hasta aquí es porque tienes consciencia de la trascendencia que detentó William Howard Stein en la historia. El modo en que vivió y aquello que hizo mientras permaneció en el mundo fue decisivo no sólo para las personas que conocieron a William Howard Stein, sino que posiblemente dejó una señal mucho más vasta de lo que logremosconcebir en la vida de gente que tal vez nunca conocieron ni conocerán ya nunca a William Howard Stein de forma personal.William Howard Stein fue una persona que, por alguna causa, merece no ser olvidado, y que para bien o para mal, su nombre jamás debe borrarse de la historia.

Apreciar las luces y las sombras de las personas significativas como William Howard Stein, personas que hacen rotar y transformarse al mundo, es algo esencial para que seamos capaces de valorar no sólo la existencia de William Howard Stein, sino la de toda aquellas gentes que fueron inspiradas por William Howard Stein, personas a quienes de un modo u otro William Howard Stein influenció, y desde luego, comprender y entender cómo fue el hecho de vivir en la época y la sociedad en la que vivió William Howard Stein.

Vida y Biografía de William Howard Stein

(Nueva York, 1911 - 1980) Bioquímico estadounidense. En 1972 obtuvo el Premio Nobel de Química conjuntamente con Stanford Moore y Christian Anfinsen por sus investigaciones de la composición y funcionamiento de la enzima ribonucleasa. Moore y Stain, mediante la modificación de la posición de los grupos en el centro activo de la nucleasa y el estudio de la variación en la reactividad de esa nucleasa modificada, fueron capaces de determinar la secuencia de estos grupos y proporcionar la estructura detallada del centro activo mucho antes de que la estructura tridimensional de la enzima pudiera determinarse por otros medios.

Stein era hijo de un comerciante que al igual que su esposa estaba muy interesado en los asuntos sociales. Ambos lo animaron desde niño a realizar una carrera en medicina o en ciencias. Comenzó sus estudios en la Escuela Lincoln, vinculada a la Universidad de Columbia, una universidad considerada progresista en aquella época y donde incentivaban el interés por las artes, la música y la escritura. Allí acudió a su primer curso de química que le resultó muy interesante. Sobre los 16 años se matriculó en la escuela preparatoria Phillips Exeter Academy de Nueva Inglaterra, mucho más rígida y exigente.

A continuación ingresó en la Universidad de Harvard, donde pasó unos años divertidos, licenciándose en química sin un expediente brillante en 1933, todavía en plena depresión económica. Siguió en Harvard con la intención de doctorarse en química, pero el primer año de postgrado fue decepcionante y estuvo muy cerca de abandonar su carrera científica. Sin embargo, ante la sugerencia de que la bioquímica podría resultarle más interesante que la química orgánica, optó por trasladarse al año siguiente al Departamento de Bioquímica (dirigido por Hans Clarke) del Colegio de Médicos y Cirujanos de la Universidad de Columbia.

El ambiente allí le resultó fascinante y aprendió muchísimo en muy poco tiempo. Se doctoró en 1937 con una tesis sobre el análisis de aminoácidos de la proteína elastina, que se creía que jugaba un papel importante en la enfermedad de las arterias coronarias. Un año antes (1936) se había casado con Phoebe Hockstader, con quien tuvo tres hijos.

Una vez terminado su doctorado se incorporó al laboratorio de Bergmann en el Instituto Rockefeller. Su cometido junto a Moore fue el diseño de métodos de análisis precisos para determinar la composición de aminoácidos de las proteínas, pero su trabajo se vio interrumpido por la Segunda Guerra Mundial. Todo el grupo fue destinado a la Oficina de Investigación Científica y Desarrollo. En 1944, con la muerte de Bergmann, el laboratorio se quedó sin su director. No obstante, al finalizar la guerra, el director del Instituto Rockefeller (Herbert S. Gasser) les ofreció a Stein y Moore un laboratorio modesto en el que podrían realizar la investigación que desearan en el campo de la bioquímica.

En aquel tiempo, Martin y Synge habían desarrollado el método de separación de aminoácidos por cromatografía de papel, y Sanger había comenzado su trabajo sobre la estructura de la insulina. Stein y Moore siguieron la sugerencia de Synge de intentar separar aminoácidos en columnas de almidón de patata. Muy pronto encontraron el tipo de almidón de patata adecuado a sus necesidades y comenzaron a trabajar en el análisis de aminoácidos y posteriormente siguieron con el análisis estructural de proteínas. Más tarde evolucionaron hacia las columnas de resinas intercambiadoras de iones, desarrollaron un analizador automático de aminoácidos y empezaron el estudio de la estructura de la ribonucleasa.

Stein fue miembro de la Academia Nacional de las Ciencias, la Academia de las Artes y las Ciencias de América, la Sociedad Americana de Químicos Biológicos, la Sociedad Bioquímica de Londres, la Sociedad Americana de Química y la Asociación Americana para el Avance de las Ciencias, entre otras. Su actividad en el Journal of Biological Chemistry fue muy importante. También fue miembro del Consejo del Instituto de Enfermedades Neurológicas y Ceguera del Instituto Nacional de la Salud (1961-1966) y presidente del Comité Nacional de Bioquímica de EE.UU. (1968-1969). Además del Premio Nobel de Química, compartió con Moore el Premio en Cromatografía y Electroforesis (ACS, 1964), la Medalla Richards (1972) y el Premio Kaj Linderstrom-Lang (1972).

Colabora para ampliar la biografía de William Howard Stein

¿Qué opinas de la crónica de la vida de William Howard Stein? ¿Has encontrado toda aquella información que pensabas que ibas a hallar?

Es cierto que conocer en profundidad a William Howard Stein es algo que se reserva a pocas personas, y que intentar reconstruir la persona que fue y el modo en que vivió la vida de William Howard Stein es una especie de puzzleque con toda probabilidad logremos rehacer si cooperamos todos a la vez.

Por eso, si eres de esas personas que confían en que cooperando se puede elaborar algo mejor, y posees información con respecto a la biografía de William Howard Stein, o acerca de algún particularidad de su personalidad u creación que no hayamos observado en esta biografía, te solicitamos que nos lo hagas llegar.

Los matices y las sutilezas que ocupan nuestras vidas son siempre esenciales, ya que perfilan la diversidad, y en el caso de la vida de un ser como William Howard Stein, que poseyó su significación en un momento histórico concreto, es fundamental intentar brindar una perspectiva de su persona, vida y personalidad lo más precisa posible.

No lo dudes y contacta con nosotros para relatarnos qué conocimientos posees en relación con William Howard Stein. Estaremos muy contentos de ultimar esta biografía con más información.