Biografía de Leo Josef Suenens

Si has llegado hasta aquí es porque eres sabedor de la relevancia que atesoró Leo Josef Suenens en la historia. La manera en que vivió y aquello que hizo durante el tiempo que estuvo en la tierra fue determinante no sólo para las personas que conocieron a Leo Josef Suenens, sino que tal vez legó una señal mucho más insondable de lo que logremosimaginar en la vida de gente que tal vez jamás conocieron ni conocerán ya jamás a Leo Josef Suenens de forma personal.Leo Josef Suenens ha sido un ser humano que, por alguna causa, merece no ser olvidado, y que para bien o para mal, su nombre jamás debe borrarse de la historia.

Las biografías y las vidas de personas que, como Leo Josef Suenens, seducen nuestra curiosidad, tienen que valernos en todo momento como punto de referencia y reflexión para ofrendar un marco y un contexto a otra sociedad y otra época de la historia que no son las nuestras. Intentar comprender la biografía de Leo Josef Suenens, el motivo por qué Leo Josef Suenens vivió de la forma en que lo hizo y actuó del modo en que lo hizo a lo largo de su vida, es algo que nos impulsará por un lado a conocer mejor el alma del ser humano, y por el otro, la forma en que se mueve, de forma implacable, la historia.

Vida y Biografía de Leo Josef Suenens

(Leo Jozef o Joseph Suenens; Ixelles, 1904 - Bruselas, 1996) Prelado belga. Procedente de una familia humilde, pudo cursar sus estudios eclesiásticos gracias a la protección del cardenal Mercier. Doctor en teología y licenciado en derecho canónico, se ordenó sacerdote en 1927 y hasta 1940 ejerció la docencia en el Seminario de Malinas.

Fue luego vicerrector de la Universidad de Lovaina (1940-1945), arzobispo de Malinas-Bruselas y primado de Bélgica en 1961. De esta etapa datan sus primeros escritos sobre La Virgen María, así como sobre el apostolado laico entendido como deber y como vocación.

Nombrado cardenal en 1962, desempeñó un papel importante en el Concilio Vaticano II; la amistad y buen entendimiento que tuvo con el papa Juan Xxiii le valió ser nombrado miembro de la comisión preparatoria del Concilio. Cuando durante la celebración del mismo falleció Juan Xxiii, su sucesor, Pablo Vi, lo nombró moderador.

Con posterioridad, como miembro de la Comisión pontificia para la revisión del derecho canónico y como presidente de la Conferencia episcopal belga, protegió con su autoridad y sus libros el movimiento católico de renovación carismática. Renunció a sus cargos en 1980, a causa de su avanzada edad. Leo Jozef Suenens fue asimismo un destacado defensor del movimiento ecuménico, y, en calidad de tal, sostuvo frecuentes contactos con líderes espirituales y teólogos de otras confesiones.

Colabora para ampliar la biografía de Leo Josef Suenens

¿Qué juicio te merece la vida de Leo Josef Suenens? ¿Has podido leer todo aquello que deseabas hallar?

Está claro que llegar a comprender a Leo Josef Suenens es algo que se reserva a escasas personas, y que pretender reconstruir quién y cómo fue la vida de Leo Josef Suenens es una suerte de enigmaque con toda probabilidad alcancemos a rehacer si cooperamos todos en conjunto.

Por ese motivo, si eres de las personas que creen en que de forma colaborativa existen posibilidades de crear algo mejor, y conservas información sobre la vida de Leo Josef Suenens, o sobre algún pormenor de su personalidad u obra que no se observe en esta biografía, te solicitamos que nos lo hagas llegar.

Los matices y las sutilezas que ocupan nuestras vidas son en todos los casos determinantes, ya que perfilan la diversidad, y en la ocasión de la vida de una persona como Leo Josef Suenens, que poseyó su trascendencia en una época concreta, es esencia intentar brindar un panorama de su persona, vida y personalidad lo más precisa posible.

Sin dudarlo, contacta con nosotros para contarnos qué conocimientos tienes tú en relación con Leo Josef Suenens. Estaremos muy contentos de completar esta biografía con más información.