Biografía de José María Gabriel y Galán

Ya sea inspirando a más personas o siendo una pieza esencial de la acción. José María Gabriel y Galán es una de esas personas cuya vida, indudablemente, merece nuestra consideración debido al nivel de influencia que tuvo en la historia.Conocer la biografía de José María Gabriel y Galán es conocer más acerca de periodo preciso de la historia del ser humano.

Si has llegado hasta aquí es porque eres sabedor de la relevancia que tuvo José María Gabriel y Galán en la historia. El modo en que vivió y lo que hizo durante el tiempo que estuvo en este mundo fue decisivo no sólo para las personas que frecuentaron a José María Gabriel y Galán, sino que tal vez produjo una señal mucho más insondable de lo que logremosfigurar en la vida de gente que tal vez nunca conocieron ni conocerán ya jamás a José María Gabriel y Galán de forma personal.José María Gabriel y Galán ha sido uno de esos seres humanos que, por algún motivo, merece ser recordado, y que para bien o para mal, su nombre jamás debe borrarse de la historia.

Vida y Biografía de José María Gabriel y Galán

(Frades de la Sierra, 1870 - Guijo de Granadilla, 1905) Poeta español que cantó en versos sencillos y espontáneos las virtudes tradicionales campesinas. Su obra, ajena a las novedades temáticas del modernismo de Rubén Darío (aunque no tanto a las formales), se centró en el ambiente rural y expresó un concepto cristiano y optimista de la vida en la naturaleza. La familia patriarcal, la existencia hogareña y la austeridad del agricultor castellano fueron la materia de sus versos, que bebió en las fuentes de la literatura pastoril latina y en el Siglo de Oro español, así como en algunos autores españoles románticos y contemporáneos.

Hijo de labradores, fue a su vez labrador tras de haber ejercido la profesión de maestro, que abandonó al contraer matrimonio. Su consagración como poeta arranca de 1901, cuando en los Juegos Florales celebrados en Salamanca fue galardonado con la flor natural por su composición "El ama".

Grandes escritores de aquel tiempo, como Emilia Pardo Bazán, José María De Pereda, Miguel De Unamuno y Joan Maragall, en pleno auge del costumbrismo literario regionalista, contribuyeron a su rápido encumbramiento. Posteriormente, la crítica le ha regateado méritos, aunque sigue siendo uno de los poetas españoles más leídos. Cantó las tierras y las gentes de Salamanca y Extremadura, en una poesía realista, a veces monótona, pero que dio clara y musical expresión a sentimientos muy arraigados en la conciencia colectiva de su país. En ello reside uno de sus principales méritos, pues, como dice Gerald Brenan, es "uno de los pocos escritores de esta nación de campesinos que siente verdaderamente la vida del campo".

Cabe advertir en su poesía influjos de la escuela poética salmantina, de Espronceda, de José Zorrilla, de Vicente Medina y del colombiano José Asunción Silva. Los "Aires murcianos" de Vicente Medina fueron los que, según Unamuno, le sugirieron a Gabriel y Galán sus composiciones en dialecto extremeño, entre las más famosas de las cuales figuran "El embargo" y "El Cristu benditu".

Estilísticamente es notable su propensión a las adjetivaciones dobles ("los de las pardas onduladas cuestas", "la castiza vieja raza de selváticos poetas"), característica del modernismo español que él extremó de modo peculiar en sus versos. De 1902 a 1906 aparecieron sus libros Castellanas (1902), Extremeñas (1902), Campesinas (1904), Nuevas castellanas (1905) y Religiosas (1906). De 1909 data la primera aparición de sus Obras completas, que han alcanzado más de cuarenta ediciones sucesivas, lo que significa que no ha decaído su amplia y sostenida popularidad.

Las Castellanas (1902) son las más representativas del autor, gran intérprete de la naturaleza austera. La vida mísera de los campesinos salmantinos es cantada por el poeta en versos que expresan una resignación cansada, carente en absoluto de rebeldía social. La presencia constante de la muerte alcanza momentos gélidos, que tan sólo airea la fe en Dios. En Nuevas castellanas (1905) se nota una mayor versatilidad y variedad temática, y desaparece un tanto el tema de la muerte. Las Religiosas (1906) expresan el sentimiento religioso desde la experiencia cotidiana y en las circunstancias de la vida íntima y social del poeta, así como la vivencia religiosa del pueblo, a menudo en tono costumbrista.

Colabora para ampliar la biografía de José María Gabriel y Galán

¿Qué opinas de la biografía de José María Gabriel y Galán? ¿Has hallado la información que suponías que ibas a hallar?

Sin duda descubrir en lo más recóndito a José María Gabriel y Galán es algo que se reserva a un grupo limitado de personas, y que tratar de reconstruir la persona que fue y el modo en que vivió la vida de José María Gabriel y Galán es una suerte de puzzleque a lo mejor alcancemos a reconstruir si contribuimos todos en conjunto.

A causa de esto, si eres del tipo de personas que confían en que colaborando existen posibilidades de elaborar algo mejor, y posees información sobre la vida de José María Gabriel y Galán, o en relación con algún pormenor de su figura u obra que no hayamos contemplado en esta biografía, te pedimos que nos lo envíes.

Los matices y las sutilezas que ocupan nuestras vidas son decididamente fundamentales, ya que perfilan la diversidad, y en el caso de la vida de alguien como José María Gabriel y Galán, que detentó su relevancia en un momento concreto de la historia, es fundamental tratar de mostrar un aspecto de su persona, vida y personalidad lo más exacta posible.

Sin dudarlo, contacta con nosotros para contarnos qué sabes tú acerca de José María Gabriel y Galán. Estaremos encantados de perfeccionar esta biografía con más información.