Biografía de Hélinand de Froidmont

Si has llegado hasta aquí es porque tienes consciencia de la importancia que detentó Hélinand de Froidmont en la historia. Cómo vivió y aquello que hizo mientras estuvo en la tierra fue determinante no sólo para las personas que conocieron a Hélinand de Froidmont, sino que tal vez dejó una señal mucho más insondable de lo que podamosimaginar en la vida de personas que tal vez jamás conocieron ni conocerán ya nunca a Hélinand de Froidmont de modo personal.Hélinand de Froidmont ha sido uno de esos seres humanos que, por alguna razón, merece ser recordado, y que para bien o para mal, su nombre jamás debe borrarse de la historia.

Conocer las luces y las sombras de las personas significativas como Hélinand de Froidmont, personas que hacen rodar y cambiar al mundo, es algo fundamental para que seamos capaces de poner en valor no sólo la vida de Hélinand de Froidmont, sino la de todas aquellas personas que fueron inspiradas por Hélinand de Froidmont, aquellas personas a quienes de de una u otra forma Hélinand de Froidmont influenció, y ciertamente, comprender y entender cómo fue vivir en el periodo histórico y la sociedad en la que vivió Hélinand de Froidmont.

Las biografías y las vidas de personas que, como Hélinand de Froidmont, atraen nuestra curiosidad, tienen que valernos siempre como referencia y reflexión para conferir un marco y un contexto a otra sociedad y otra etapa de la historia que no son las nuestras. Tratar de entender la biografía de Hélinand de Froidmont, el motivo por qué Hélinand de Froidmont vivió del modo en que lo hizo y actuó de la forma en que lo hizo en su vida, es algo que nos ayudará por un lado a entender mejor el alma del ser humano, y por el otro, la manera en que se mueve, de forma inevitable, la historia.

Vida y Biografía de Hélinand de Froidmont

(Pronleroy, Beauvaisis, c. 1160 - ?, c. 1230) Poeta francés. Vivió en la corte de Felipe Augusto, y en 1206 se hizo monje en la abadía de Froidmont. Es autor de una crónica y de sermones en latín; pero debe su fama a un poema escrito en francés, Versos de la muerte, obra inspirada en las danzas macabras de la época.

Nacido probablemente hacia 1160 en una familia flamenca de Picardía, Hélinand De Froidmont estudió en Beauvais y vivió durante algunos años la existencia brillante y disipada propia de un trovero. Admirado y aplaudido por doquier, alcanzó muy pronto la celebridad; sin embargo, su espíritu inquieto le impulsaba continuamente en pos de un ideal, quizá sólo un afán de libertad sin límites.

Cierto día, hacia los cuarenta años, ingresó inesperadamente, ante la sorpresa general, en el monasterio cisterciense de Froidmont, cerca de Beauvais, con la intención de expiar los errores de su vida mundana. En adelante, el mismo ardor que impulsara al joven en busca del placer alentó al hombre en la austeridad y la penitencia; y en el cenobio, entre 1194 y 1197, compuso el sublime poema Versos de la muerte, el último canto del poeta, con el cual invitaba a los pecadores a la expiación. Tras ello no saldría ya de su pluma ni un verso más. De Hélinand De Froidmont se conservan también algunos textos en latín: escritos diversos, cartas, sermones y una crónica.

Los Versos de la muerte de Hélinand De Froidmont se articulan sobre una serie de apóstrofes impetuosos y de consideraciones sobre la potencia inexorable de la muerte, junto con invectivas contra los ricos y los poderosos que pierden su alma en los placeres mundanos. Hélinand quiere infundir en los hombres el temor a la muerte, y es por tanto a la misma Muerte, personificada, a quien confía el encargo de saludar de su parte a sus contemporáneos, a los príncipes, obispos y cardenales franceses, ingleses e italianos.

De esta manera recuerda el poder de la muerte, que quita de repente todo lo que la avaricia acumuló, que transforma en llanto la risa, que es igual para los ricos y los pobres, y frente a la cual de nada sirve la belleza. El ser humano no ha de abandonarse a los placeres tomando lo que la vida puede dar, sino que ha de pensar en la vida futura. Las pasajeras alegrías terrenales tendrán como recompensa las penas eternas, mientras que el que sufre gozará del paraíso.

El contenido de los Versos de la muerte es bastante común, aunque el estilo y el acento del autor tienen a menudo gran fuerza poética; por esta razón el pequeño poema, que era leído en público, causó una gran impresión entre sus contemporáneos. Ha llegado hasta nosotros en varios ejemplares, y numerosas imitaciones y frecuentes ecos del poema se encuentran en obras posteriores.

Colabora para ampliar la biografía de Hélinand de Froidmont

¿Qué opinas de la vida de Hélinand de Froidmont? ¿Has podido leer toda aquella información que esperabas hallar?

Está claro que descubrir en lo más recóndito a Hélinand de Froidmont es algo que está reservado a escasas personas, y que pretender recomponer quién fue y cómo fue la vida de Hélinand de Froidmont es una suerte de enigmaque con bastante probabilidad logremos rehacer si contribuimos juntos.

Por ese motivo, si eres de las personas que confían en que cooperando se puede hacer algo mejor, y conservas información con respecto a la vida de Hélinand de Froidmont, o sobre algún faceta de su persona u creación que no hayamos observado en esta biografía, te solicitamos que nos lo hagas llegar.

Los matices y las sutilezas que llenan nuestras vidas son decididamente imprescindibles, ya que destacan la singularidad, y en el tema de la vida de alguien como Hélinand de Froidmont, que poseyó su trascendencia en una época determinada, es fundamental tratar de mostrar un panorama de su persona, vida y personalidad lo más exacta posible.

contacta con nosotros para contarnos qué sabes tú con respecto a Hélinand de Froidmont. Estaremos muy contentos de poder completar esta biografía con más información.