Biografía de Aurora Bautista

La historia universal la escriben las mujeres y hombres quea lo largo del tiempo, gracias a su proceder, sus ideas, sus innovaciones o su ingenio; han ocasionado queel género humano, de un modo u otro,avance.

Ya sea inspirando a más seres humanos o tomando parte de la acción. Aurora Bautista es una de las personas cuya vida, indudablemente, merece nuestra atención por el grado de influencia que tuvo en la historia.Comprender la existencia de Aurora Bautista es conocer más sobre una época concreta de la historia del ser humano.

Comprender lo bueno y lo malo de las personas destacadas como Aurora Bautista, personas que hacen rotar y transformarse al mundo, es una cosa esencial para que seamos capaces de poner en valor no sólo la existencia de Aurora Bautista, sino la de todos aquellos y aquellas que fueron inspiradas por Aurora Bautista, aquellas personas a quienes de de una u otra forma Aurora Bautista influyó, y desde luego, comprender y entender cómo fue el hecho de vivir en el periodo histórico y la sociedad en la que vivió Aurora Bautista.

Las biografías y las vidas de personas que, como Aurora Bautista, cautivan nuestro interés, tienen que valernos en todo momento como punto de referencia y reflexión para conferir un marco y un contexto a otra sociedad y otra etapa de la historia que no son las nuestras. Tratar de comprender la biografía de Aurora Bautista, el motivo por el cual Aurora Bautista vivió de la forma en que lo hizo y actuó de la forma en que lo hizo durante su vida, es algo que nos ayudará por un lado a vislumbrar mejor el alma del ser humano, y por el otro, el modo en que se mueve, de forma inevitable, la historia.

Vida y Biografía de Aurora Bautista

(Villanueva de los Infantes, 1925 - Madrid, 2012) Actriz española. Cursó sus estudios primarios en Madrid, poco antes de la Guerra Civil, y, cuando estalló la contienda, la familia se trasladó a la localidad murciana de Archena, de donde pasó a Barcelona. En esta ciudad hizo sus estudios de bachillerato, finalizados los cuales ingresó en el Instituto del Teatro de Barcelona para estudiar arte dramático.

Interpretó Eco y Narciso, que fue su primera obra de teatro. Aunque no tenía intención de ser más que una aficionada, en 1944 debutó con la compañía de Lola Membrives en La malquerida, de Jacinto Benavente. Un año después representó en el Teatro Español de Madrid la obra El sueño de una noche de verano, dirigida por Cayetano Luca de Tena, a cuyas órdenes también estuvo en La conjuración de Fiesco (1948).

En 1948 hizo su primer papel en el cine de la mano de Juan De Orduña, en la película Locura de amor, que protagonizaba junto a Fernando Rey y que le valió el Premio de Interpretación. Después del éxito obtenido con esta película interpretó Pequeñeces (1949) y Agustina De Aragón (1950) y, para el teatro, El burlador de Sevilla, de Tirso De Molina. En 1953 volvió al cine en el film Condenados, dirigida por Mur Oti, e hizo después La gata (1955) y El marido (1956), junto a Alberto Sordi. A las órdenes de Juan Antonio Bardem participó en Sonatas (1959) y Teresa de Jesús (1961). También durante esta etapa interpretó obras teatrales como Antígona, Requiem por una mujer, La gata sobre el tejado de cinc y Yerma.

A continuación partió de gira por América, donde puso en escena La maestra milagrosa y La zapatera prodigiosa, de Federico García Lorca; rodó en Argentina Las ratas y se casó con el médico Hernán Cristerna. A los pocos días de la boda regresó a España para rodar con Miguel Picazo la que se considera su mejor interpretación, La tía Tula, filme basado en la novela homónima de Miguel De Unamuno que le valió el Premio Nacional de Interpretación en 1965.

Dos años después hizo en México una nueva versión de El derecho de nacer y, en 1968, ya de vuelta en España, encarnó a Isabel la Católica en la miniserie televisiva Cristobal Colón, dedicada al navegante y al descubrimiento de América. Le siguieron las películas Pepa Doncel (1968), de Benavente, en versión cinematográfica de Antonio Gala; Una vela para el diablo (1973), de Eugenio Martín; Los pasajeros (1975), de José Antonio Barrero, junto con Paul Naschy y Henry Gregor; y El mirón (1977), de José Ramón Larraz.

En 1977 regresó a los escenarios con una obra de Fernando Arrabal, Oye, Patria, mi aflicción, por la que fue galardonada con el X Premio Mayte en 1979. En 1982 estrenó la primera obra teatral de Mario Vargas Llosa, La señorita de Tacna, por la que recibió dos años más tarde el galardón a la mejor actriz de los Premios de Teatro Ciudad de Valladolid. A continuación hizo la serie Cómicos (1985) para la televisión, la película Extramuros, y Paso a paso, de Richard Harris.

De nuevo en el cine, en 1987 rodó a las órdenes de José Luis García Sánchez Divinas palabras y, al año siguiente, Amanece, que no es poco. Otros trabajos suyos durante este período fueron la serie para televisión El olivar de Atocha, las obras de teatro Cartas de mujeres y Morirás de otra cosa, que dirigió Manuel Gutiérrez Aragón, y Bodas de Sangre, de García Lorca, en el que fue su debut porteño. El reconocimiento conseguido a lo largo de su carrera profesional se plasmó en numerosos premios y galardones; además de los los ya citados, cabe mencionar la medalla de oro del Círculo de Bellas Artes y la medalla de plata de la ciudad de Zaragoza.

Colabora para ampliar la biografía de Aurora Bautista

¿Qué juicio te merece la existencia de Aurora Bautista? ¿Has hallado toda aquella información que esperabas encontrar?

Indudablemente llegar a comprender a Aurora Bautista es algo que está reservado a un grupo limitado de personas, y que pretender recomponer quién y cómo fue la vida de Aurora Bautista es una suerte de enigmaque probablemente alcancemos a rehacer si contribuimos todos a la vez.

A causa de esto, si eres del tipo de personas que confían en que de forma cooperativa existen posibilidades de elaborar algo mejor, y posees información sobre la biografía de Aurora Bautista, o con respecto a algún faceta de su persona u creación que no se observe en esta biografía, te pedimos que nos lo hagas llegar.

Los matices y las sutilezas que ocupan nuestras vidas son decididamente esenciales, ya que destacan la singularidad, y en la ocasión de la vida de un ser como Aurora Bautista, que detentó su trascendencia en una época determinada, es imprescindible procurar ofrecer un aspecto de su persona, vida y personalidad lo más precisa posible.

Sin titubeos, contacta con nosotros para referirnos qué conocimientos tienes tú sobre Aurora Bautista. Estaremos encantados de completar esta biografía con más información.