Biografía de Augusto Ordóñez

Ya sea inspirando a otros seres humanos o siendo una pieza esencial de la acción. Augusto Ordóñez es una de esas personas cuya vida, en efecto, merece nuestro interés por el nivel de influencia que tuvo en la historia.Conocer la biografía de Augusto Ordóñez es conocer más sobre una época concreta de la historia de la humanidad.

Si has llegado hasta aquí es porque eres sabedor de la trascendencia que detentó Augusto Ordóñez en la historia. El modo en que vivió y aquello que hizo mientras permaneció en la tierra fue determinante no sólo para aquellas personas que trataron a Augusto Ordóñez, sino que a caso legó una señal mucho más vasta de lo que logremosconcebir en la vida de personas que tal vez nunca conocieron ni conocerán ya nunca a Augusto Ordóñez personalmente.Augusto Ordóñez fue uno de esos seres humanos que, por alguna causa, merece no ser olvidado, y que para bien o para mal, su nombre nunca debe borrarse de la historia.

Comprender las luces y las sombras de las personas relevantes como Augusto Ordóñez, personas que hacen girar y evolucionar al mundo, es una cosa esencial para que podamos poner en valor no sólo la existencia de Augusto Ordóñez, sino la de todos aquellos y aquellas que fueron inspiradas por Augusto Ordóñez, gentes a quienes de de una u otra forma Augusto Ordóñez influyó, y por supuesto, conocer y descifrar cómo fue el hecho de vivir en la época y la sociedad en la que vivió Augusto Ordóñez.

Vida y Biografía de Augusto Ordóñez

(Oviedo, 1883 - 1957) Barítono español. Fue un intérprete de ópera de notable prestigio en Italia, donde actuó en las décadas de 1910 y 1920 junto a las principales figuras líricas del momento: Enrico Caruso, María Barrientos, Gabriella Besanzoni, José Palet o Tito Schipa. Poseedor de una magnífica técnica de barítono, su voz iba del "Do" grave al "La" sobreagudo en una línea de canto muy pura, propia de la escuela clásica italiana.

Tras haber estudiado en la Escuela de Bellas Artes de Oviedo, comenzó su carrera musical como intérprete de violín, pero poco después ingresó en el Orfeón Ovetense llevado de su afición al canto. Sus profesores le aconsejaron que se desplazara a Madrid y, ya en la capital, recibió clases de canto del maestro Alvira. Éste propició que fuera contratado por los empresarios del Teatro Real para cantar pequeñas partes de comprimario, entre ellas Lohengrin y Sansón y Dalila.

En 1912 marchó a Italia con la ayuda de una beca concedida por la Diputación asturiana; allí perfeccionó su voz de barítono y formó repertorio. En agosto de ese año debutó en un teatro de Mantua, cantando La bohème y el prólogo de Los Payasos, obras que le dieron a conocer y facilitaron el salto a escenarios de mayor envergadura.

En el Teatro Real de Malta representó durante seis meses La Traviata, Tosca, La africana, Rigoletto o El barbero de Sevilla, entre otras. El estallido de la guerra mundial motivó su regreso a España, con diversas actuaciones en Asturias, Madrid y Barcelona; en esta época actuó junto al veterano Servando Bango, el bajo Augusto Caro-Romero y las hermanas Nieto.

Desde 1918 volvió a emprender las actuaciones en Italia, además de presentarse triunfalmente en tierras americanas, donde sobresalió el Sansón y Dalila representado en el Teatro Esperanza Iris de México, con Caruso y Gabriella Besanzoni en los papeles protagonistas y Ordóñez en el de Gran Sacerdote. Con la propia cantante italiana interpretó Un ballo in maschera -en el papel de Renato- y Carmen -en el de Escamillo-.

A principios de la década de 1930 dió por finalizada su carrera operística internacional, fijó su residencia en España e intervino en alguna ópera, zarzuelas grandes como Los gavilanes, La del Soto del parral y Luisa Fernanda, y otras del género chico como La verbena de la Paloma. Tras el abandono definitivo de los escenarios, se dedicó a la enseñanza musical en Asturias.

Colabora para ampliar la biografía de Augusto Ordóñez

¿Qué te ha parecido la biografía de Augusto Ordóñez? ¿Hallaste toda aquella información que deseabas encontrar?

Es cierto que conocer en profundidad a Augusto Ordóñez es algo que se reserva a pocas personas, y que pretender reconstruir la persona que fue y el modo en que vivió la vida de Augusto Ordóñez es una especie de puzzleque probablemente logremos reconstruir si colaboramos conjuntamente.

A causa de esto, si eres de esas personas que confían en que cooperando existen posibilidades de elaborar algo mejor, y posees información sobre la biografía de Augusto Ordóñez, o acerca de algún aspecto de su figura u obra que no hayamos contemplado en esta biografía, te pedimos que nos lo hagas llegar.

Los matices y las sutilezas que ocupan nuestras vidas son siempre imprescindibles, ya que destacan la singularidad, y en la ocasión de la vida de un ser como Augusto Ordóñez, que poseyó su significación en una época determinada, es fundamental intentar brindar una perspectiva de su persona, vida y personalidad lo más rigurosa posible.

Sin titubeos, contacta con nosotros para narrarnos qué conoces acerca de Augusto Ordóñez. Estaremos complacidos de perfilar esta biografía con más información.