Biografía de Ana María Güiraldes

La historia de la civilización está contada por las mujeres y hombres queen el paso de los años, gracias a su forma de actuar, sus ideales, sus hallazgos o su arte; han ocasionado quela humanidad, de un modo u otro,prospere.

Ya sea inspirando a más personas o siendo parte de la actuación. Ana María Güiraldes es uno de esos seres humanos cuya vida, en efecto, merece nuestro interés debido al nivel de influencia que tuvo en la historia.Comprender la existencia de Ana María Güiraldes es comprender más sobre periodo preciso de la historia del ser humano.

Si has llegado hasta aquí es porque tienes conocimiento de la trascendencia que tuvo Ana María Güiraldes en la historia. El modo en que vivió y aquello que hizo durante el tiempo que estuvo en la tierra fue determinante no sólo para las personas que trataron a Ana María Güiraldes, sino que quizá produjo una señal mucho más insondable de lo que logremosimaginar en la vida de personas que tal vez jamás conocieron ni conocerán ya nunca a Ana María Güiraldes de modo personal.Ana María Güiraldes fue una de esas personas que, por algún motivo, merece ser recordado, y que para bien o para mal, su nombre nunca debe borrarse de la historia.

Las biografías y las vidas de personas que, como Ana María Güiraldes, atraen nuestro interés, tienen que servirnos en todo momento como punto de referencia y reflexión para conferir un marco y un contexto a otra sociedad y otra época que no son las nuestras. Tratar de entender la biografía de Ana María Güiraldes, el motivo por qué Ana María Güiraldes vivió como lo hizo y actuó del modo en que lo hizo en su vida, es algo que nos ayudará por un lado a comprender mejor el alma del ser humano, y por el otro, la manera en que se mueve, de forma inexorable, la historia.

Vida y Biografía de Ana María Güiraldes

(Linares, 1946) Escritora chilena. Dedicada a la literatura infantil, es una de las más mejores cultivadoras de este género en el ámbito de las letras hispánicas, junto a figuras como la argentina María Elena Walsh, los colombianos Jairo Aníbal Niño y Yolanda Reyes o la española Elvira Lindo. Aficionada desde muy pequeña a la lectura, gusto que recibió del ambiente familiar, Ana María Güiraldes empezó a escribir ya de niña. Finalizados sus estudios, trabajó a partir de 1969 como profesora de castellano en la Universidad Católica.

Sus primeros cuentos para niños aparecieron en diarios y revistas, y en 1970 comenzó a colaborar en el suplemento infantil "Pocas Pecas", donde dio vida al personaje del mismo nombre. Complementó esta actividad con la de libretista de un famoso programa para niños en la televisión.

Participó en los talleres literarios de Enrique Lafourcade y Miguel Arteche y en 1983 publicó El nudo movedizo, su primer libro de cuentos para adultos, que ganó el Premio Municipal de ese año. A esta recopilación le seguirían Las muñecas respiran (1985) y Cuentos de soledad y asombro (1989), también para adultos. Desaparecido el suplemento "Pocas Pecas" de El Mercurio, en 1985 aceptó el cargo de editora de la revista para preescolares Jardín Infantil Apuntes, de Ediciones Lo Castillo.

Pero lo más destacado de su producción es su literatura infantil. Fértil continuadora de su compatriota Marcela Paz, deben citarse, entre otras, sus recopilaciones de cuentos El Sueño de María Soledad (1973), Ratita Marita y la Lombriz Resfriada (1987), El mozo buen mozo y otros cuentos (1990) y las novelas cortas Un embrujo de cnco siglos (1991), Un día en la vida de Esplandián, caballero andante (1992), Un día en la vida de Shimaltopoca, niño azteca (1992) y Un día en la vida de Quidora (1992). También cuenta en su haber con un libro de cuentos detectivescos, Trece Casos Misteriosos, y otras obras como Fábulas cantadas y Cuentos sabrosos.

Sus relatos infantiles están contados como si fuera un niño el que lo hiciera; así pues, su mirada se transforma para apreciar ciertos lados de la vida que interesan más a una edad que a otra. A través de sus páginas se revelan los misterios de las cosas simples, aquellas que parecen no tener trascendencia pero que son, quizá, las más importantes, al menos para los personajes. La invención de nuevos códigos lingüísticos y su extraordinaria fantasía figuran entre los aspectos más elogiados de sus narraciones.

Colabora para ampliar la biografía de Ana María Güiraldes

¿Qué juicio te merece la existencia de Ana María Güiraldes? ¿Has hallado la información que pensabas que ibas a encontrar?

Obviamente conocer profundamente a Ana María Güiraldes es algo que está reservado a muy pocas personas, y que pretender recomponer quién fue y cómo fue la vida de Ana María Güiraldes es una suerte de puzzleque tal vez consigamos reconstruir si colaboramos todos en conjunto.

Por eso, si eres de aquellos que confían en que de forma cooperativa se puede elaborar algo mejor, y posees información con respecto a la existencia de Ana María Güiraldes, o con respecto a algún elemento de su figura u creación que no se observe en esta biografía, te pedimos que nos lo hagas llegar.

Las sutilezas y las peculiaridades que llenan nuestras vidas son siempre importantes, ya que destacan la singularidad, y en la ocasión de la vida de alguien como Ana María Güiraldes, que detentó su significación en un momento histórico concreto, es fundamental procurar brindar una perspectiva de su persona, vida y personalidad lo más exacta posible.

Sin dudarlo, contacta con nosotros para narrarnos qué sabes tú acerca de Ana María Güiraldes. Estaremos encantados de poder completar esta biografía con más información.